In Pareja

Dentro de una relación de pareja es normal que se den las discusiones y los desacuerdos. Puesto que somos dos personas diferentes, en algún momento u otro tendremos un roce con la pareja.

Teniendo esto claro, la clave está en: ¿Cómo manejamos este problema?

John Gottman, psicólogo estadounidense conocido por sus estudios en parejas en su Laboratorio del Amor, desarrolló en 1994 una teoría a la que llamó “Los cuatro jinetes del Apocalipsis”. Gottman se dio cuenta de que, al igual que la comunicación nos ayuda a expresar el amor, también nos ayuda a destruirlo. Este psicólogo demostró que, cuando en una discusión aparecen estos cuatro jinetes, se puede predecir el divorcio en el 98% de los casos.

Los cuatro jinetes son:

CRÍTICA.
Se trata de criticar la personalidad del compañero en lugar del hecho concreto que te molesta. Por ejemplo, una persona que usa este jinete diría “mira que eres vago/a”.

ACTITUD DEFENSIVA.
Este jinete se centra en defenderse uno mismo sin aceptar la responsabilidad compartida del problema. Es decir, es el no admitir estar equivocado y contraatacar. Un ejemplo del uso de la actitud defensiva sería una respuesta similar a “no hables tanto y mírate a ti mismo/a”.

DESPRECIO.
Se habla a la pareja desde una posición de superioridad. Se incluyen insultos y la atención se centra en corregir hasta el más mínimo error del otro. Un ejemplo de este jinete sería “Mira que eres lelo/a ¿Tengo que repetirte las cosas 1.000 veces o es que solo prestas atención a lo que te interesa?”.

ACTITUD EVASIVA O BLOQUEO.
Uno de los miembros de la pareja suprime el diálogo e ignora a la otra persona. Aunque no responde al otro ni siquiera con contacto visual, tiene un dialogo interno de desprecio, reproches o argumentos contra el que habla. Por ejemplo “eso no es así, ya está otra vez igual, es que no puedo hacer nada, me da igual lo que digas…”.

En muchos conflictos es posible que solo se use uno de los jinetes, sin embargo, cuantos más usemos y cuánto más se repitan una y otra vez en las discusiones, más probable será la ruptura.
Si te has sentido tú o tu pareja identificados con estos jinetes, pedir ayuda y aprender una nueva forma de afrontar los problemas de forma saludable. Llama e infórmate.

Fdo.:Cristina Pérez Belmonte

Artículos recientes
alimentación emocionalcalendario cursos de verano